Principales conclusiones del Segundo Cicloencuentro de la Red de Ciclistas Urbanos

DSC_0087¿Es Buenos Aires una ciudad amigable con la bici? ¿Cuales son los principales desafíos para que el ciclismo urbano como forma de transporte sustentable siga creciendo? ¿Qué papel debe ocupar la bicicleta en las políticas de transporte metropolitanas? ¿Cómo se construyen espacios seguros para los ciclistas y peatones? ¿Qué hay que hacer para que los ciclistas sean escuchados?

Con el objetivo de responder a estas y otras preguntas  la Red de Ciclistas Urbanos organizó el pasado 8 de agosto su segundo Cicloencuentro en la Biblioteca Nacional de la ciudad de Buenos Aires. Allí, más de cien ciclistas de Buenos Aires, junto a representantes de colectivos ciclistas de otras ciudades argentinas y de América Latina, se dieron cita para discutir de manera colectiva las problemáticas específicas de la bicicleta en la ciudad y compartir charlas con personalidades destacadas del ciclismo urbano. Pero principalmente se encontraron para buscar consensos y líneas de acción comunes para la promoción de la bicicleta como medio de transporte pacífico y sustentable junto a la defensa de los derechos de los ciclistas.

DSC_0115Luego del reportaje público realizado por Irene Fernández al Arq. Francisco Ortiz (CABA) y al Lic. Henrik Lundorff Kristensen (Dinamarca), donde se intentó responder a la pregunta sobre cómo hacer ciudades cada vez más pedaleables, se abrió el debate entre los participantes a partir de una serie de disparadores propuestos por la Red de Ciclistas Urbano.

Las principales conclusiones del Cicloencuentro fueron:

  • La bicicleta como forma de movilidad cotidiana tiene múltiples beneficios para los ciclistas y para la ciudad en su conjunto. Es un transporte sustentable y pacífico que fomenta la autonomía de los ciudadanos y genera espacios públicos más democráticos e igualitarios. Un ciudad más pedaleable es también una ciudad más humanizada e inclusiva para todos sus habitantes, ciclistas y no ciclistas.
  • Construir una ciudad más pedaleable no se agota solo en  trazar ciclovías y  bicisendas, sino que debe continuar en la generación de espacios viales más inclusivos con quienes tienen mayor vulnerabilidad como los niños, los adultos mayores y las personas con discapacidad. Las calles y las avenidas son parte del espacio público al que todos tenemos derechos a acceder en igualdad de condiciones.
  • La distribución geográfica de la infraestructura ciclista, tanto los carriles específicos como la disposición de los puestos de bicicletas públicas, debe responder a criterios de equidad e integración de los distintos barrios de la ciudad. Espacios de estacionamientos públicos de bicicletas en las cabeceras y estaciones de los distintos transportes públicos favorece la integración de los distintos modos de transporte y expande el uso de la bicicleta a todos los ciudadanos porteños.
  • La base del éxito de cualquier política pública es la participación social. Es muy necesario que los ciclistas construyan organizaciones democráticas, sólidas y participativas como también que el Estado, en todos sus niveles, tome nota de las demandas específicas de los ciclistas en todas sus disciplinas, mejore las leyes y normas que regulan a la bicicleta en el espacio vial y abran espacios de participación y consulta con los usuarios cotidianos de la bicicleta.DSC_0124
  • Los ciclistas reunidos en el Segundo Cicloencuentro manifiestan su vocación de seguir pedaleando por la ciudad, ya sea para ir a sus ocupaciones, para practicar su deporte preferido, como por el simple placer de pasear por la ciudad y se comprometen a ser protagonistas de un cambio cultural que tienda a la pacificación del tránsito y a fomentar opciones de movilidad saludables y ambientalmente sustentables.  

Actualización: pueden leer el documento final completo Conclusiones del Segundo Cicloencuentro de la Red de Ciclistas Urbanos | Buenos Aires, 8 de agosto de 2015

Anuncios

Carta abierta al canal de Noticias C5N

Sr. Director

Los integrantes de la Red de Ciclistas Urbanos, espacio que congrega a investigadores, periodistas, activistas y ciclistas cotidianos interesados en democratizar el espacio publico y vial a partir del uso de la bicicleta, nos dirigimos a Ud. a propósito del informe sobre ciclistas publicado el 11 de abril en el sitio Minutouno.com y en el canal de noticias C5N.

290620122571Queremos trasmitirle nuestra más sincera preocupación por como dicho informe vuelve a tratar de manera sesgada una problemática tan central como la seguridad vial.

La primera cuestión tiene que ver con los resultados de el informe publicado. ¿Cómo consigue el dato de que el 72% de los ciclistas no se detienen en los semáforos? ¿Cómo se construyo el universo de ciclistas? Para poder afirmar tal conclusión, nos parece que debería dar mayores precisiones metodologícas para poder debatir ese índice. Sino, el resultado no es mas que la representación numérica de un prejuicio, en este caso apoyado por imágenes cerca de lo morboso.

Por otro lado, nos parece que semejante afirmación debería al menos contar con las voces de especialistas y personalidades de probada relación con la seguridad vial y en este caso, con el uso de la bicicleta en la ciudad. Espacios como la Red que integramos, entre otros muchos que en todo el país están promoviendo la bicicleta, podría haberle ofrecido un mejor contexto sobre las vivencias de los ciclistas, sus fortalezas y vulnerabilidades.

Sin duda que la cuestión no se agota en estos dos puntos pero, como seguidores atentos de su propuesta periodística, no queríamos dejar de ofrecerle estos comentarios.

Agradecemos mucho su atención.

Red de Ciclistas Urbanos

Helsinki anuncia que no tendrá más autos para 2025

La capital finlandesa lanzó un ambicioso plan para que próximamente no haya más autos y que toda su ciudadanía pueda moverse en su transporte público, que además es ecológico.

Buendiario-helsinki-libre-autos-2025-2

Un sistema de transporte público confiable y eficiente es fundamental para incentivar el menor uso de automóviles, evitando así los daños medioambientales que conllevan. Ya Hamburgo sentó un precedente en noviembre de 2013, cuando lanzó Green Network, un plan para eliminar el uso de autos en los próximos veinte años mediante la conexión de todas las áreas verdes de la ciudad. Ahora Helsinki tomó la posta y anunció un ambicioso plan de integración de medios de transporte público, con la intención de abandonar el uso de autos para 2025.

La ingeniera en transporte del Departamento de Planificación de Helsinki, Sonja Heikkilä, cuenta que el plan no apunta a prohibir los autos, sino a brindar más opciones de movilidad sustentable para fomentar el uso de medios más amigables con el medioambiente. Lo que se pretende es cambiar el paradigma de cómo nos movemos dentro de la ciudad; quizás sean las personas mayores quienes menos quieren renunciar a sus autos, pero la conciencia medioambiental y el ahorro pueden ayudar al cambio.

Los jóvenes son más flexibles en sus exigencias, y además es el sector para el que el auto ya no es un símbolo de status, según una encuesta que llevó a cabo Heikkilä. Si ahora los más jóvenes no necesitan un auto, las autoridades apuntan a mantener y expandir esa base en los próximos diez años, apostando al sistema de transporte público eficiente. Siguiente paso: lograr que su transporte responda a una demanda personalizada de los ciudadanos.

Así, cuando una persona necesite trasladarse, podrá planificar su viaje en una aplicación para smartphones en la que se indiquen los horarios y recorridos y se puedan agregar más datos, como el origen, el destino y si se prefieren buses, bicicletas, taxis o tranvías, ya sea combinándolos o compartiéndolos con otros usuarios. La Autoridad de Transporte Regional de Helsinki (HSL) también habilitará un sistema de minibuses que recoge a los ciudadanos de acuerdo a un itinerario elaborado con los pedidos de quienes están más cerca entre sí.

Está previsto que el plan funcione a fines de este año en varios sectores de Helsinki, y 2025 es el plazo para una ciudad sin autos, más verde y eficiente.

Fuente: El Ciudadano, The Guardian